Indesign_and_photoshop

Un tifón es un evento natural, un ciclón tropical. Un ciclón es el término meteorológico que se usa para referirse a un sistema de tormentas caracterizado por una circulación cerrada alrededor de  un centro que produce fuertes vientos y abundante lluvia. Según su fuerza y localización, un ciclón tropical puede llamarse depresión tropical, tormenta tropical, huracán, tifón o simplemente ciclón.

La fuerza de los vientos, la cantidad de lluvia, las tormentas eléctricas y las crecidas importantes del nivel del mar que provoca un tifón pueden causar desastres naturales y dejar pérdidas materiales y humanas.

Generalmente se advierte de ellos con tiempo suficiente para adecuar las viviendas o hacer evacuaciones.

 Antes de la tormenta:

-Infórmese de los lugares a los que puede acudir en caso de evacuación.

-Compruebe la estabilidad de su edificio o casa. Decida en familia qué lugar del hogar es más seguro en caso de tifón, evite zonas cerca de ventanas, chimeneas y balcones.

-Asegure el techo de su vivienda.

-Compruebe las instalaciones de servicios como electricidad, agua, gas y sanitarios y entere a la familia de dónde se pueden desconectar en caso de emergencia.

-Localice los lugares donde se encuentran las estaciones de policía y bomberos, así como centros de salud más cercanos.

-Si tiene árboles cerca, compruebe que se encuentren podados.

-Si su casa se encuentra en la costa deberá estar muy atento a las noticias.

-Planifique una ruta de evacuación que conozca toda la familia.

-No olvide a sus mascotas y recuerde que en caso de evacuación deberá llevar, por ejemplo, si tiene un perro una correa y un bozal.

-Mantenga a la mano un kit de emergencia.

Contenido del kit de emergencia:

-Agua potable y cloro.

-Radio y linterna con pilas de repuesto.

-Cascos o gorros acolchados.

-Despensa con alimentos enlatados no perecederos que necesiten poco condimento o ninguno, para 3 días. El agua se calcula a razón de 5 litros diarios por persona.

-Abrelatas.

-Artículos de higiene personal y bolsas de plástico (servirán para recoger residuos)

-Botiquín de primeros auxilios que incluya los medicamentos que puedan ser necesarios y los prescritos.

-Ropa y calzado de abrigo.

-Cerillas (fósforos) y velas.

Después de emitirse un aviso de llegada del tifón:

-Manténgase alerta de las noticias por radio, televisión e Internet.

-No preste atención a rumores, prefiera los boletines oficiales. Tampoco promueva información extraoficial.

-Considere que se trata de pronósticos y que este tipo de fenómeno natural puede cambiar su trayectoria en cualquier momento.

-Asegure su casa, cierre puertas y ventanas.

-Si le aconsejan que cierre la entrada del suministro eléctrico, hágalo. Ponga el termostato de su congelador al máximo y mantenga la puerta bien cerrada.

-Póngase a salvo en una habitación interior de la casa, alejada de ventanas y terrazas.

-Guarde documentos importantes (como títulos de propiedad, documentos de identificacón, póliza de seguros) en bolsas de plástico selladas.

-Conserve siempre la calma para tomar decisiones acertadas.

Debe evacuar si:

-Siente que está en peligro.

-Reside cerca de la costa en un lugar bajo el nivel del mar.

-Las autoridades lo ordenen. De ser este el caso, no lo piense y siga las instrucciones. Si utiliza un vehículo para desplazarse, no conduzca por calles dañadas ni con agua.

 

Con información de:

http://www.alertatierra.com/TifAfrontar.htm

http://www.zonacatastrofica.com/que-hacer-en-caso-de-un-huracan.html